the short story project

search
El jardín japonés

Adam Blumenthal sobre:

El jardín japonés por Antonio Ortuño

«No quiero, Jacobo, que te pienses que la servidumbre juega contigo por amistad… Juegan contigo porque les pago». Este es el tipo de educación que el padre de Jacobo brinda a su hijo de nueve años; las relaciones afectuosas se basan en la transacción económica. Tanto es así, que el padre le renta una «puta» de nueve años, Fabiana, porque considera que su hijo no tiene suficientes amigos. Pasan los años. El padre muere, Fabiana desaparece, Jacobo se hace mayor de edad. A lo largo de su adolescencia ha desarollado una obsesión por Fabiana, quizás sea puro deseo sexual, quizás anhele una conexión humana más íntima y real, no se sabe exactamente. De todos modos, Jacobo decide contratar un detective, y luego otro, para encontrar a Fabiana. ¿Qué habrá sido de ella?, ¿podrá Jacobo encontrarla y remediar las malas enseñanzas de su padre? El relato culmina en una serie de sucesos que afirman el mundo cínico y determinista en el que habitan los personajes de Ortuño.   

0